Constelación Crater

 

La constelación de la Copa (lat. Crater) consiste en estrellas bastante discretas de la cuarta magnitud. El nombre en español parece simple, pero el nombre en latín refleja un símbolo de estatus de la antigüedad. Un cráter fue elaborado costoso para refinar el vino real con hierbas y diluirlo con agua.

Como detectar la Copa

Con un área de 282 grados cuadrados, la constelación de la Copa se encuentra cerca del Cuervo y la Hidra. Está ubicada en el hemisferio sur y, como el Cuervo, se ve mejor entre marzo y mayo.

Mitología

Dos cuentos de la mitología griega están asociados con la constelación de la Copa. El primero es sobre Apolo, quien envió a su cuervo con una copa a una fuente para traerle agua. Sin embargo, en el camino hacia allí, el cuervo se distrayó por unas frutas y por lo tanto cumplió su misión mucho más tarde. Para apaciguar a Apolo, al cuervo se le ocurrió una excusa: En la fuente encontró una serpiente. La mató y luego calumnió, alegando que había bloqueado el acceso al agua durante días. Apolo, sin embargo, se dio cuenta de la falsedad y puso a las tres en el cielo, como alerta a todos los mentirosos.

Según otra narración, es la copa de la cual el Rey Demófano de Elaios bebió la sangre de su propia hija. En su reino, tenía una hija de la nobleza sacrificada cada año para evitar epidemias. Sus propios descendientes, sin embargo, nunca estuvieron entre la rifa de las víctimas. Cuando el noble Matusios le pidió al rey que pusiera a su hija a su fortuna también, la elección del rey recayó sobre su hija. Matusios luego mató a la princesa y le dio a su padre un vino en el que estaba la sangre de su hija asesinada. El rey finalmente ejecutó a Matusios y puso la copa en el cielo para advertir a todos.