Constelación Cygnus

 

Junto con las constelaciones Lira y Águila, el Cisne (lat. Cygnus) forma el famoso triángulo de verano, una combinación de las estrellas más brillantes (Wega, Altair y Deneb) de las tres constelaciones más llamativas de los cielos de verano y otoño. Con un área de 804 grados cuadrados, el Cisne se extiende en el hemisferio norte. Debido a su apariencia, a menudo se conoce como la "Cruz del Norte", una contraparte de Cruz del Sur. Es una de las 48 constelaciones de la antigüedad.

Como detectar el Cisne

La constelación representa un cisne volador con alas extendidas. La estrella más brillante, Deneb, simboliza las plumas de la cola. La constelación se encuentra al sur de Cefeo y el Dragón, al oeste de Lagarto, al norte del Zorro y al este de Lira. En Cygnus se puede ver la banda brillante de la Vía Láctea, por lo que aquí se encuentran muchas estrellas especiales y objetos con niebla.

Mitología

El pájaro místico en el cielo nocturno causó muchas versiones diferentes del origen de la constelación.

En la historia más conocida, el cisne es Zeus, que perseguió a las mujeres jóvenes en la forma del animal hermoso y suave. De esa forma sedujo a la inocente Némesis, que recibió y cuidó al cisne supuestamente cazado. Cuando dio luz a un huevo blanco nueve meses después del incidente, lo escondió avergonzada en el bosque. Allí un pastor lo encontró y se lo llevó a Leda, Reina de Esparta. Ella lo hizo eclosionar y después de un tiempo Helena nació, que se convirtió en el epítome de la belleza en la antigüedad y en la cause de la Guerra de Troya.

También Zeus sedujo a la Reina de Esparta en la noche de bodas con el Rey Tyndareos, por lo que los hermanos Castor y Pollux fueron concebidos.

Otra versión es sobre Cygnus, un amigo del hijo del Dios del Sol Helios. Cuando Erídano cayó ardiendo en el río, Cygnus nadó para ayudarlo y buscó incansablemente a su amigo. Zeus estaba tan conmovido que lo convirtió en un cisne y lo colocó en el cielo como un ejemplo de lealtad y amistad.